Construyendo puentes para que la salud llegue a todos los chilenos

52

El Colegio Médico ha desarrollado una labor permanente durante la pandemia de apoyar, colaborar y transmitir requerimientos de centros de salud, pero también de coordinarse con entidades diversas para resolver dudas y garantizar que nade quede afuera de una atención sanitaria en la crisis más grande de los últimos 100 años.


Por Patricio Cofré A.

Colaboración en tiempos de crisis

Escuchar las necesidades de los distintos centros asistenciales del país para traspasarlos a las autoridades sanitarias, procurar mejoras rápidas en medidas que generan confusión entre la comunidad médica, pero también coordinar el trabajo conjunto con distintas entidades para capacitar a los equipos de salud y alcanzar a poblaciones vulnerables que muchas veces quedan al final de las prioridades. Esa es la labor que ha buscado desarrollar el Colegio Médico de Chile en los más de 100 días que han pasado desde que se conoció el primer caso de Covid19 en el país.

Desde el 3 de marzo pasado se han desplegado arduos esfuerzos para trabajar con ministerios, subsecretarias, superintendencias, intendencias, secretarías ministeriales y servicios de salud. Pero también se ha coordinado con alcaldes, parlamentarios y organizaciones del más amplio espectro. Todo, con el fin de canalizar los requerimientos de la ciudadanía y los funcionarios sanitarios.

El doctor Patricio Meza, vicepresidente de Colmed, ha sido uno de los encargados de llevar las conversaciones entre los diversos actores del país y explica que “hemos tratado de ser un puente entre los requerimientos y las realidades que vivencian los colegas, en los distintos hospitales y centros de atención primaria del país para transmitirle a las autoridades las necesidades y hacer gestiones para que puedan cumplir los requerimientos de los colegas en sus lugares de trabajo”.

En ese sentido, se ha debido gestionar apoyo en infraestructura, en resolver problemas de camas críticas o ventiladores mecánicos, en conflictos internos de recintos en los que ha faltado recursos humanos o se habían modificado condiciones laborales.

“Ha habido momentos en que hemos tenido contacto fluido con Magallanes, Puerto Williams, Osorno o Temuco, de acuerdo a la premura y al nivel de urgencia que ha ido afectando las zonas del país. En una primera instancia se focalizó en de forma mucho más dirigida para apoyar en trasladar equipos, de personas y a compartir la realidad de la primera línea en esa zona. En Santiago, en tanto, hemos visitado varios hospitales, recogiendo las necesidades y hemos buscado soluciones”, indica el doctor Meza.

El Doctor Héctor Valenzuela, presidente de la Asociación de Capítulos Médicos de la Región Metropolitana y representante gremial del Hospital Félix Bulnes, relata la importancia que ha tenido Colmed durante la pandemia y, en específico, destaca el apoyo de la Orden en la apertura de emergencia del nuevo recinto de la comuna de Cerro Navia. “Nosotros tenemos un lugar al que recurrir para tener colaboración en escalar necesidades que tenemos y ser el nexo para resolver una buena cantidad de los problemas. Ha sido importante y muy significativo, en especial, en allanar en la construcción de canales de comunicación y mediar en algunas situaciones”, asegura.

El traumatólogo, además, destaca la permanente capacitación que se ha realizado de forma digital. “Son iniciativas fundamentales para que personal mejore su capacidad resolutiva”, indica el Jefe de Traumatología de ese centro.

El Director Médico del Hospital Clínico de la Universidad de Chile, Dr. Domingo Castillo, también destaca el aporte en cuanto a articular una red sanitaria. “El colegio ha ayudado a entender el rol de nuestro hospital desde un punto de geográfico como un actor relevante de la zona norte de la capital y también por su función nacional de formación de profesionales, teniendo la paradoja de tener que autofinanciarse. En la pandemia hemos necesitado ayuda y el colegio lo ha canalizado, en especial llevando nuestras demandas a la mesa social, de gestionar donaciones y dar a conocer documentos que sacamos tempranamente”,

En su opinión, además, el doctor Castillo valora que “ha sido relevante en difundir información para la población y en colaborar con la autoridad sanitaria en mostrar una conducta unitaria, que, pese a que hay diferencias legítimas en enfoques, siempre ha sido en pos de que no se produzcan confusiones en el mensaje que llega a la población. Ha sido responsable en hacer las críticas que le parecen sobre la gestión”.

De Municipios a penales

Una de las principales metas de la Mesa Directiva Nacional y de todos los Consejos Regionales del país, ha sido traspasar las necesidades de la población más vulnerable en los distintos espacios de interacción con las autoridades sanitarias. En esa línea, ha sido fundamental el trabajo con los alcaldes de distintas comunas de nuestro territorio.

El edil de Natales y presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, Fernando Paredes, explica que  “ha sido un cable a tierra importante la visión de Colmed. Pese a que veces son temas muy técnicos han tenido la capacidad de explicarlos a la población. La preocupación por la Atención Primaria de Salud, denota una mirada bastante amplia y eso ha muy positivo para los municipales y lo valoramos positivamente.

Su par de La Granja, Felipe Delpin, como encargado de la comisión de salud de la entidad y representante del organismo en la mesa Covid19, va en la misma línea. “El trabajo en conjunto entre los municipios, Colmed y las sociedades médicas por fortalecer la APS nos permitiría tener un mejor sistema para atacar la pandemia, si dotamos a esta tremenda red de salud de los elementos, facultades, recursos económicos y humanos que sean gran centro de atención para la gran mayoría. Con esto se ha demostrado un gran compromiso por las comunas más vulnerables y se ha buscado aumentar la participación, a que encontrar medidas sanitarias correctas y resguardar la vida de los chilenos”.

También se han realizado reuniones y acciones de colaboración con entidades cuya función es ir en protección de sectores más desprotegidos. Fruto de eso, se han desarrollado documentos, acciones de formación y capacitaciones. Es así también como se han realizado encuentros con la Defensoría de la Niñez, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, y acciones con entidades como el Instituto Nacional de Derechos Humanos.

El director de esa última entidad, Sergio Micco, fue parte de operativos sanitarios realizados en el Centro de Detención Preventivo de Puente Alto, con el fin de dar a conocer la realidad de las personas privadas de libertad en el marco de la pandemia. Con esas visitas se pudo determinar serias deficiencias para la población penal, pero también para los trabajadores que se desempeñan en el lugar. Las visitas se realizaron en conjunto con el Departamento de Derechos Humanos de Colmed.

“El Colegio Médico ha jugado un gran rol en lo que dice relación con la salud en los centros penitenciarios. Uno de los principales problemas que hemos visto es la precariedad con las condiciones higiénicas de los internos, pero también de los gendarmes y lo pequeños que son los equipos de salud”, explica Micco. Y agrega que “hicimos un diagnóstico y propusimos una serie de medidas que fueron acogidas por el bien de todos. Los operativos han sido muy importantes también para los internos que se sienten considerados y escuchados, más aún en el caso de una pandemia tan brutal como el coronavirus”.

Las próximas semanas serán fundamentales para el resultado definitivo de la crisis y el Colegio Médico seguirá teniendo como meta desarrollar mejores políticas públicas, unir a actores diversos y traspasar la realidad en terreno del gremio para un desempeño profesional óptimo de forma integral.