Nuevas modalidades en el trabajo médico pospandemia y el aporte de las tecnologías en salud

314

Aunque Chile inició exitosamente el proceso de la vacunación, las cifras indican que la presión sobre el sistema sanitario no disminuirá durante el 2021. Junto al Covid-19, deberemos convivir con el incremento –y quizás agravamiento- de diagnósticos y tratamientos en salud, provocados por la postergación de muchos problemas e intervenciones y un personal exhausto trabajando en un sistema de salud que, si bien aumentó el número de camas, mantiene sus precariedades.

En este contexto, es de esperar que los avances de la telemedicina y la adaptación a nuevas formas de trabajo protagonicen los desafíos de buena parte de las políticas en salud.

Según la ONU, Latinoamérica está mal preparada para las tecnologías del futuro. La organización advirtió que las nuevas tecnologías están aumentando la brecha económica entre países desarrollados y en desarrollo, tal como ha venido ocurriendo desde las sucesivas revoluciones industriales. En su clasificación, que integró 158 economías, Chile ocupó el lugar 49, quedando en segunda posición a nivel de LA, detrás del puesto 41 de Brasil.

En ese sentido, las siguientes páginas de FalmedEduca buscan poner en discusión la necesidad de que, una vez más, los profesionales de la salud sean parte de este cambio cualitativo en las nuevas formas de trabajo, manteniendo como siempre un trato seguro, de calidad y respetuoso con la autonomía y confidencialidad de los pacientes.